Los otros goles del ‘Guigo’ Mafla

El ex mediocampista zurdo, uno de los 10 mejores cobradores de tiros libres en la historia del fútbol colombiano.

Con una zurda endemoniada que hacía temblar a los arqueros por los equipos donde militó y considerado como uno de los especialistas en tiros libres donde marcó 39 tantos en su carrera, así identifican a Edison ‘Guigo’ Mafla, el centrocampista de Florida, Valle que supo triunfar en el fútbol colombiano dejando huella en clubes como Cali, Santa Fe y América. 

Ahora, en su retiro, sigue vinculado al deporte en programas de iniciación a disciplinas en la Secretaría de Deporte y Recreación de Cali. 

En su trayectoria fue campeón con seis equipos donde estuvo catorce años desde 1991 dedicados al fútbol y acumuló cuatro experiencias en el extranjero en países como España, Chile, Perú y Ecuador. 

Debutó en el Cali y fue campeón en el sexto título para la escuadra ‘azucarera’ en 1996.  También fue laureado en el 2003 con el Alianza Lima de Perú, campeón de Liga y Copa en Chile con Universidad de Chile en 1998 y 1999, y campeón con América (2001 y 2002). Ese es su palmarés como futbolista para los que no lo recuerdan. No obstante, con el conjunto ‘azucarero’ fue con el equipo con el que más se identificó.

“Se me viene a la mente que después de 22 años, donde Cali no salía campeón, ser partícipe de la gesta de 1996 y ver ese público ávido de triunfos y títulos, fue muy gratificante. En la grama estaba absolutamente lleno, no supimos de dónde salió tanta gente y se culminó ese partido. La alegría era desbordada y disfrutar con la gente fue maravilloso”

El estadio Pascual Guerrero, testigo de incontables historias del fútbol vallecaucano, vibró con los remates del ‘Guigo’ en los arcos de norte y sur, dejando huella en hinchas ‘azucareros’ y ‘escarlatas’.

“Para mí el Pascual es un templo del fútbol. Se han cosechado logros importantes, hice muchísimos goles. Y para mí es un orgullo haber pisado ese campo tan maravilloso. Lo conoce el mundo entero por todo lo que significa”.

Aunque su amor hacia el Deportivo Cali no fue suficiente para convencer a directivos del club de traerlo de vuelta para el campeonato del 2001. Atlético Nacional y América de Cali lucharon por contar con sus servicios y al final, la decisión valió la pena.

“Yo tenía todo listo para volver a vestirme con la casaca del Cali. Pero mi fichaje tenía que ser aprobado por la mayoría de los directivos; dos votaron a favor y tres en contra. No apostaron por mí y llegaron a decir que estaba viejo. y Aparecieron Nacional, que me ofrecía más dinero y América, que jugaba Copa Libertadores. Me decidí por el rojo y fui campeón dos veces, no me arrepiento”.

Con 304 partidos y 123 goles marcados en su paso por clubes, su conocimiento y experiencia está al servicio del Distrito de Cali para impulsar el deporte con el programa de ‘Ciclovida’, un espacio diseñado para los deportistas de la ciudad donde pueden iniciarse en diferentes disciplinas.

“Estoy vinculado a la Secretaría de Deporte y en conjunto con otros ex deportistas, contribuimos a mejorar por medio del deporte, las condiciones físicas y de salud de los caleños en varios puntos de la ciudad”.

Recordado por muchos como uno de los 10 mejores cobradores de tiros libres en la historia del fútbol colombiano, ‘Guigo’ seguirá descrestando a propios y turistas con su ‘pegada’, enseñando a los jóvenes cómo deben patear un balón ya que su sabiduría y trayectoria,  lo catalogan como uno de los últimos ídolos que ha dado el deporte vallecaucano.

Foto crédito: Gol Caracol

Por: @ciroeltactico

@latactica1910

Deja una respuesta